banner1.jpg

 

El Juez Mussi expuso en el Colegio

 

Con la asistencia de un grupo numeroso de abogados, se llevó a cabo en la sede del Colegio de Abogados de Viedma, en el espacio del Instituto de Familia, la disertación "Denuncias de Impedimento de Contacto, Violencia de Genero y Tratados Internacionales" a cargo del Dr. Carlos Mussi, Juez de Instrucción Nº 4 de la Primera Circunscripción Judicial.
El Juez hizo un análisis de la Ley 24.270, sus alcances, el mecanismo de la denuncia, y la jurisprudencia del Superior Tribunal de Justicia en caso de divergencia de jurisdicciones.

Señaló que "con la sanción de la ley 24.270, en 1993, queda tipificada penalmente la conducta del que impidiere  u obstruyere el contacto de menores de edad con sus padres no convivientes. El bien jurídico protegido por la ley 24.270 es el vínculo psicológico parental en la relación hijo menor-padre no conviviente." Explicitó que la a figura penal prevista por la ley 24.270 requiere sin duda que exista DOLO. "Es decir dolo directo, el conocimiento del agente de que su conducta es sustancialmente arbitraria y en la intención de imposibilitar la comunicación con el otro progenitor". Descartándose así, toda actividad culposa. 

Respecto a la tipicidad del delito explicitó que es un delito de lesión que se caracteriza por requerir la producción de un resultado, en este caso el impedimento de contacto del niño con el padre no conviviente. Este contacto puede consistir también en la interrupción de la comunicación telefónica entre el padre no conviviente y el niño, niña o adolescente.

El Dr. Mussi, sostuvo que luego de que se fija el régimen comunicacional remite las actuaciones al fuero de familia. Asimismo que ha requerido la intervención del organismo técnico administrativo Promoción Familiar (Protección Integral), a fin de resguardar los derechos de los niños, niñas y adolescentes. 

El juez recibió los aportes de los colegas en relación a la importancia del derecho del niño a ser oído, y las condiciones especiales de dicha escucha. 

Por otra parte, y en relación a la figura penal de femicidio, hizo referencia a una sentencia  en la que utilizó ésta figura para encuadrar el delito del que fuera víctima una joven de nuestra ciudad. Al referirse a los Tratados Internacionales expresó que "si bien los tratados internacionales son operativos, los jueces no somos legisladores, y se necesitan las normas internas que posibiliten la aplicación del Tratado". Concluyó sosteniendo que "en el derecho penal no se aplica la analogía y se requiere el tipo penal especifico"